El Maxi trimarán Spindrift 2 de vuelta en el agua: Versión Especial Trofeo Jules Verne, “made by Spindrift Racing”!

Este invierno, el Spindrift Racing asumirá el reto del Trofeo Jules Verne.

El trimarán Spindrift 2 ha sido botado de nuevo en Vannes ayer martes tras duros meses de optimización con vistas al gran desafío que va a suponer el nuevo intento de récord de vuelta al mundo en el invierno de 2015-16. Horas de meticulosa planificación, cálculos, innovaciones e implementaciones realizadas por los equipos técnicos y de investigación junto con Dona Bertarelli y Yann Guichard hacen de esta versión 2015 el mayor trimarán de regatas del mundo enteramente construido por Spindrift Racing.

© Eloi Stichelbaut/Spindrift racing
© Eloi Stichelbaut/Spindrift racing

El chasis se ha mejorado y el ‘motor’ ha sido totalmente reemplazado con un nuevo mástil de 42 metros – un 25% más ligero – y un nuevo juego de velas. La tecnología está en el ADN del Spindrift Racing; el equipo ha dado todos los pasos en pos de optimizar el barco. Como resultado, el Spindrift 2 es ahora más ligero tanto en términos de peso como en términos del manejo y pilotaje.

Este invierno, el Spindrift Racing asumirá el reto del Trofeo Jules Verne, el record de vuelta al mundo, pasando los tres cabos, con tripulación y con salida desde Pointe Bretagne. Para batir el actual récord de 45 días y 13 horas requerirán el mejor equipo posible y un barco preparado específicamente para el curso tan exigente y extremo. De hecho, la razón inicial del Spindrif Racing de este maxi-trimarán de 40 metros fue porque el equipo consideró que podían rebajar el record además de que este prototipo de alto rendimiento tenía un enorme potencial para el desarrollo tecnológico.

«Queríamos montar un equipo que pudiera llevar a cabo nuestros propios desafíos técnicos y deportivos, y que nos permitiera hacer todo bien y sobresalir en lo que hacemos», explicó Dona Bertarelli. «Estamos muy orgullosos de lo que ya hemos logrado y ahora estamos muy contentos de regresar a la vela oceánica con el Spindrift 2 en la preparación para el Trofeo Jules Verne».

Un nuevo motor!

El Spindrift 2 es realmente un barco enorme. Sin embargo, Yann Guichard siempre creyó que podía ser un barco muy versátil y poderoso y que podía volar a pesar de su tamaño, por eso el equipo franco-suizo ha hecho tantos cambios técnicos en los últimos dos años. La versión híbrida desarrollada para las regatas en solitario el año pasado en la Ruta del Ron fue ya un gran paso adelante en esa dirección.

© Eloi Stichelbaut/Spindrift racing
© Eloi Stichelbaut/Spindrift racing

Para la carrera alrededor del mundo, el equipo necesita un barco que tenga mucho trapo para vientos ligeros, un barco que va a estar cómodo en las transiciones climáticas y un barco que es capaz de acelerar el ritmo en el oleaje del sur y con vientos fuertes, sin tener que reducir demasiado la vela. «Hemos diseñado un mástil ligeramente más corto que el original. La estructura ha sido optimizada por nuestro equipo de diseño junto con GSea Design», explicó Yann Guichard. «Fue construido con los más altos estándares de CDK Technologies en el autoclave más largo de Europa (una cámara de 50 metros). Es media tonelada más ligero, reduciendo el peso total de partida de la embarcación en una cuarta parte. Si añadimos esto a las reducciones de peso conseguidas en las velas fabricadas por North Sails y en el aparejo, tenemos una tonelada menos peso en la parte superior del mástil. Esto le dará al barco una velocidad más pura y un mejor manejo».

El diablo está en los detalles.

Como parte de este círculo virtuoso, varias decenas de kilos se eliminaron de la cubierta: se retiró una de las cuatro plataformas de grinders, el sistema hidráulico se hizo más elegante y los accesorios en el interior del barco se dejaron en lo mínimo imprescindible. Todo fue analizado. «Por ejemplo, hemos cambiado todas las bolsas para transportar el equipo, las botas, la ropa y la comida. Esto, por sí solo, ha reducido 35 kg de peso, lo que equivale a la mitad del peso de un miembro de la tripulación», explicó el patrón, Yann Guichard.

Y agregó: «Hemos establecido una alianza tecnológica con la Escuela Politécnica Federal de Lausana (EPFL), la cual nos está proporcionando un gran potencial en diferentes áreas, incluyendo la potencia y la hidrodinámica de a bordo. Ya hemos introducido algunas de las innovaciones en el Spindrift 2. Por último, hemos mejorado la aerodinámica del barco. Ampliamos la cubierta hacia la parte trasera de la cabina, y reemplazamos las redes con lona en algunos lugares. Para concluir, Spindrift 2 ha dado un giro en la búsqueda de la mejora en el rendimiento siempre que sea posible».

© Eloi Stichelbaut/Spindrift racing
© Eloi Stichelbaut/Spindrift racing

Una vez que las pruebas de resistencia del nuevo mástil se hayan realizado en los muelles, el equipo comenzará con las pruebas de mar. El objetivo será, a partir de ahora, la optimización del rendimiento. El trimarán competirá en la Fastnet Race a mediados de agosto y luego, en octubre, iniciará el modo de espera para el asalto al record. Será cuestión de esperar por la mejor ventana meteorológica posible para comenzar el intento de récord alrededor del mundo.

Saludos y buenos vientos.

<

0 Comments

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password