La rotura del mástil trunca el intento de asalto del Spindrift 2 al Trofeo Jules Verne

Yann Guichard: «Hemos dedicado mucho tiempo a optimizar el barco, y todo se derrumba en unos segundos».

Aproximadamente a las 16:00h (CET) de ayer, lunes 15 de enero de 2018, el Spindrift 2 navegaba rumbo a la línea de salida del Trofeo Jules Verne a la altura de Point St Matthieu y Camaret (Bretaña) cuando el mástil se vino abajo.

El Spindrift 2 estaba listo para este nuevo intento de asalto al record del Trofeo Jules Verne, la vuelta al mundo sin paradas. La ventana meteorológica no era la ideal, pero Yann Guillard y su tripulación no querían dejar pasar esta oportunidad después de estar en stand-by algo más de dos meses, primero en La Trinité sur Mer y luego en Brest, en la Bretaña francesa.

Con vientos fuertes en la zona de Brest, la largada desde los pantalanes prevista para las 12:00 horas se retrasó hasta las 14:30 horas. Una vez que el Spindrift 2 estaba en el Iroise, una zona de mar abierto frente a Brest entre el Atlántico y el Canal de la Mancha, el estado del mar empeoró y el viento subió hasta los 30 nudos con fuertes ráfagas. Mientras el barco se dirigía hacia el canal Ouessant, repentinamente y sin previo aviso, el mástil del Spindrift 2 se vino abajó. Por suerte, nadie resultó herido.

Yann Guillard © Chris Schmid/Spindrift racing

«¡Todo sucedió muy rápido! En unos segundos, el mástil estaba abajo. Hemos estado esperando durante dos meses este nuevo intento del Trofeo Jules Verne; esta ventana meteorológica era nuestra última oportunidad. Es una gran decepción para todo el equipo, tripulantes y equipo de tierra, ya que estábamos todos preparados y mentalizados para este intento. Hemos dedicado mucho tiempo a optimizar el barco, y todo se derrumba en unos segundos», dijo Yann Guichard.

«Nos dirigíamos a la línea de salida: teníamos unas condiciones relativamente fuertes con 30 nudos de viento y olas de tres metros. Momentos antes de virar hacia Pointe Saint-Mathieu, por algún motivo aún desconocido, el mástil se rompió. Lo más importante fue que no hubo heridos a bordo. Lamentablemente tuvimos que tirar el mástil al mar ya que no queríamos asumir ningún riesgo innecesario que pusiese en peligro a la tripulación ya que estábamos muy cerca de las rocas, en Toulinguet. Actualmente las operaciones están en curso para recuperar el mástil y el aparejo lo más rápido posible, ya que el clima se deteriorará este martes por la mañana. Ahora comenzaremos el proceso de intentar entender el porqué de lo sucedido», concluyó.

Saludos y buenos vientos

0 Comments

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password